UF:26.625,84 UTM:46.647,00 Dolar:- Euro:750,94 Cobre US$/Libra:2,57 Petróleo WTI US$/Barril:49,80 Ipsa:4.104,19 Dow Jones:21.080,28

La venganza “express” del Senador Girardi contra empresario que lo insultó

Martes 16 de mayo de 2017

El senador reimpulsó la idea de 2016 que apunta a prohibir que con la Tarjeta Junaeb se pueda comprar comida chatarra y, presiones de por medio, logró en cosa de días que el tema fuera reflotado, ahora en forma definitiva.

Sólo bastaron algunos días para que el senador del Partido por la Democracia (PPD) Guido Girardi moviera sus influencias y su poder a nivel político y empresarial, para dar una señal concreta al empresario Óscar Fuenzalida –dueño de las franquicias de las empresas de comida rápida Doggis y Juan Maestro, quien lo increpó en el marco de un viaje en avión rumbo a Guatemala.

El parlamentario de la Nueva Mayoría es un fuerte detractor de lo que se llama comida chatarra y uno de los impulsores de la Ley de Etiquetados de Alimentos, incluso, en junio de 2015, a las empresas que cuestionaron la normativa, argumentando que se trataba de un ataque al comercio justo y a la propiedad intelectual, les envió un recado a través de los medios de comunicación, donde les dijo: “Vamos a presentar un recurso contra las malas empresas de alimentos que quieren seguir envenenando a los niños chilenos, entregándoles comida chatarra disfrazada de saludable”.

Hasta la propia Ministra de Salud, Carmen Castillo, respaldó la idea de Guido Girardi, y en junio del año pasado, la Secretaria de Estado y amiga de la Presidenta Michelle Bachelet afirmó en la prensa, dando con ello un fuerte espaldarazo al parlamentario de la Nueva Mayoría, que: “Es una preocupación que tenemos como Ministerio, pero estamos absolutamente seguros de que lo que estamos proponiendo es lo que corresponde a un país que quiere tener salud en su población. Tenemos certeza de que lo que hicimos está bien”, dijo Castillo.

El poder de Girardi y sus operadores

Altas fuentes del Partido por la Democracia advirtieron a EL MURO, en todo caso, que “el círculo de poder de Girardi se ha construido a lo largo de toda su carrera parlamentaria, dentro del PPD y también dentro del gobierno. Hay que entender que Girardi fue el promotor de la Ley de Etiquetados de Alimentos, que puso en controversia al Ministerio de Economía, de Hacienda y el Ministerio de Salud y en éste último recae el máximo poder de Girardi”.

La misma fuente agrega que “(Guido) Girardi tiene muchas de sus personas trabajando en el Ministerio de Salud y también es un parlamentario muy oído en el ámbito de la salud, por lo tanto, desde ahí, Girardi construye una relación de poder contundente con la cual puede generar proyectos de ley que apoye el Estado para ir en contra de empresas que él cree que están afectando la salud de los chilenos, pero se construye desde ahí, se construye con sus operadores dentro del Ministerio de Salud, se construye con la presión que él ejerce en la Comisión de Salud del Senado y se construye también al tener un partido político que lo respalda, ampliamente, como es el PPD. Insisto, es un poder que ha ido construyendo a lo largo de los años y que, hoy día, usufructúa no quizás de la manera más prolija, pero sí de una manera en la cual puede presionar al mundo empresarial, desde el aparato del Estado, desde el Poder Legislativo y desde los Ministerios”.

Otra fuente del Partido por la Democracia sostiene que “tras el incidente del senador, Girardi con Óscar Fuenzalida nos enteremos que el parlamentario se contactó con la Ministra, Carmen Castillo para pedirle, o mejor dicho presionar para que se retome la prohibición de que con la Tarjeta Junaeb no se pueda comprar comida chatarra”. Agrega la misma fuente a este diario electrónico que “Girardi no hace sugerencias, sino que pone toda la caballería encima para que lo que él diga se cumpla y la mejor prueba es que el Ministerio de Salud y la Junaeb se pusieron detrás para volver a reimpulsar la idea. ¿No es extraña tanta celeridad para abordar de nuevo el tema?, ¿no es acaso una señal de cómo Guido Girardi opera dentro de las cúpulas de poder”.

Otra alta fuente del PPD señala: “Cuando el diputado Pepe Auth dijo que “es un partido que tiene un controlador principal y un par de accionistas minoritarios a los cuales este controlador sube a la micro”, es absolutamente cierto y ese controlador es y sigue siendo, Guido Girardi y con el tema de la Junaeb y el término de la compra de comida chatarra con esa tarjeta es una demostración del poder que él ejerce, le da lo mismo la salud de los estudiantes, su rabia es con el sector empresarial y, en particular, con el dueño de las firmas Doggis y Juan Maestro, entre otras. A eso se suma, que el director (s) de Junaeb es del PPD, qué más fácil ejercer influencia en un subalterno”.

Sobre el poder que Girardi tiene dentro del PPD, cabe mencionar que en una entrevista en el diario La Tercera (el 8 de mayo de 2016), el mismo parlamentario, sostuvo: “He construido un espacio de poder desde la lucha contra las isapre, las AFP, la defensa de los pueblos originarios, del medioambiente, de los homosexuales, de las mujeres, de los animales, y eso es lo que me ha dado poder. Soy consciente de él, pero me lo he ganado y es un poder que uso para desarrollar esas luchas”, agregando que “muchas veces, tocar los intereses de actores poderosos en la sociedad -la empresa de alimentos, las mineras, las tabacaleras- hace que éstos construyan una verdadera caricatura para descalificarte. Hay una caricaturización que después es usada por otros…”.

¡A la palestra de nuevo el tema!: ¿coincidencia?

Durante 2016 se levantó la idea de que los estudiantes beneficiados con la Tarjeta Junaeb -más de 482 mil beneficiados en la educación superior- (de $1600 diarios por alumno vulnerable de los quintiles más bajos, I, II y III), no puedan comprar comida chatarra. Y lo que llama la atención es que si bien esta idea se planteó el año pasado, ahora se ha anunciado públicamente su implementación, justo después que el senador Guido Girardi fuera insultado por el dueño de una de las firmas que vende comida rápida En el país, por estos días, son varias las temáticas que preocupan a la ciudadanía y a la clase política, pero está claro que, al menos, en lo que iba de este 2017, el uso de la Tarjeta Junaeb para no adquirir comida chatarra no era una prioridad y, ahora, pareciera que sí lo es.

En la página web de la Junaeb (www.junaeb.cl) se señala respecto de esta beca que “consiste en un subsidio de alimentación entregado a través de una tarjeta electrónica de canje, que es utilizada en una red de locales especializados en la venta de productos alimenticios y supermercados”, pero, al menos, hasta ahora, no figura ni una sola línea en la que se excluya la compra de determinados alimentos.

Cabe señalar que Junaeb invirtió en 2016 más de 21.000 millones de pesos en pagos a las cadenas de comida rápida y otros 67.000 mil millones en supermercados.

Sin embargo, el pasado 12 de mayo, la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb) anunció que el uso de la tarjeta para estudiantes becados, incluirá una serie de restricciones entre ellas, el adiós a la adquisición de la comida chatarra. En este sentido, Jaime Tohá (PPD y tío de la ex alcaldesa de Santiago y ex Ministra, Carolina Tohá), director (s) del organismo de gobierno, aseguró que "un menú saludable que va a estar incorporado y que obligadamente va a estar incorporado en todos los locales y que es conocido como el menú Junaeb y la implementación gradual hacia el otro año de restricciones, tanto en la compra de supermercados, roticerías y minimarket que va a limitar a dos sellos máximo la compra que se puede realizar y en los siguientes años puede ser a dos o a uno (de los selllos)”.

¿Venganza?

Tras la declaración del director de Junaeb, el propio senador Guido Girardi salió a desmentir que el reflotar esta propuesta tenga algo que ver con el altercado que protagonizó con Óscar Fuenzalida, dueño de Doggis y de Juan Maestro, diciendo:No tiene nada que ver con la coyuntura”. Uno se pregunta, ¿era necesario que Girardi hiciera esa aclaración o con sus dichos lo que hizo fue más bien levantar sospechas? Además, el parlamentario, agregó: "A mí me parece que este país lo único que tiene que aprender de ese momento –que fue un momento muy poco grato- es que la violencia, el uso de la descalificación, del amedrentamiento, no es la manera de convivir, pues todo lo podemos hacer con el diálogo".

Error en la aplicación inicial de la tarjeta

Samuel Durán, presidente del Colegio de Nutricionistas y académico de la Universidad San Sebastián, en entrevista con EL MURO, tiene una mirada crítica respecto de la forma cómo, originalmente, se comenzó a aplicar el uso de la Tarjeta Junaeb y que, con el paso de los años, ha generado confusión y la idea, al mismo tiempo, dice, en los estudiantes de la educación superior, de que cada vez se restringe más  su empleo. “Se partió con el pie izquierdo, porque al principio con esta tarjeta se compraba hasta trago y cigarrillos y los estudiantes han sentido que le están restringiendo un derecho adquirido. Lamentablemente, se partió al revés, o sea, se debió haber entregado la tarjeta en su momento y aclarar, inmediatamente, que sirve para a, b y c, y no más. Quizás, fue muy irresponsable el gobierno de turno en la forma en que se entregó”.

Añade el especialista que “para alguien que está recibiendo una ayuda y que cada vez lo restringen en esa ayuda, puede sonar que es muy impositivo y que está perdiendo beneficios o privilegios y, por eso, alegan, porque sienten que cada vez los restringen más y no se dan cuenta que es un beneficio, pero claro, el beneficio partió mal”.

Consultado sobre si esta medida de prohibir que con la Tarjeta Junaeb no se pueda comprar comida chatarra ayuda, efectivamente, en términos prácticos a disminuir el sobrepeso y la obesidad, Samuel Durán, responde: “Este es un grupo de estudiantes de educación superior vulnerable nutricionalmente, porque pasan una transición, entre que los padres deciden qué comen los hijos a una etapa donde ellos deciden qué comprar, qué comer o qué prepararse. Desde ese punto de vista, ésta es una transición bien crítica y marca un poco la alimentación a futuro”.

Daisy Castillo Triviños/EL MURO

Foto: Agencia Uno

 

Relacionados

El "meme" del día

Celebrando el 21 de mayo ...

Celebrando el 21 de mayo ...