UF:26.646,14 UTM:46.693,00 Dolar:- Euro:746,15 Cobre US$/Libra:2,9 Petróleo WTI US$/Barril:50,66 Ipsa:4.104,19 Dow Jones:22.349,59

La caída del PS: dineros en SQM y un déficit denunciado por militantes del que nadie habla

Viernes 12 de mayo de 2017

Aunque, los dirigentes socialistas rasguen vestiduras, analistas plantean que el daño al partido ya está hecho, y las repercusiones afectarán la imagen de Bachelet y la candidatura de Alejandro Guillier.

14 de mayo de 2015. Ese día, EL MURO publicó un artículo sobre la denuncia formulada por históricos militantes del Partido Socialista, por un déficit en las arcas de la colectividad por $3.114.679.770. Los antecedentes fueron puestos en conocimiento del Tribunal Supremo del PS, pero, a la fecha, no hay respuesta del organismo interno del partido, sólo silencio, del que se han hecho parte las sucesivas directivas que han encabezado el partido al que pertenece la Presidenta Michelle Bachelet.

 Así, lo demuestra, un documento revelado a EL MURO –con fecha 12 de abril de 2012- en que los denunciantes expresaron al Tribunal Supremo que “a falta de información por parte del partido, nos hemos visto en la obligación de recurrir a las instituciones públicas que tienen relación con el tema, en particular el Ministerio de Bienes Nacionales, para poder obtener la información necesaria que permita clarificar la realidad de nuestro patrimonio”. Sin embargo, advierten los denunciantes, y como también lo publicó EL MURO en una nota de 6 octubre de 2016, tampoco han conseguido información de las reparticiones públicas a las que solicitaron colaboración para esclarecer los hechos.

Frente a esa denuncia, el Tribunal Supremo del Partido Socialista convocó en noviembre de 2014 a una empresa externa para que realizara una auditoría al patrimonio, tras la denuncia formulada por militantes del PS. Se suponía que el informe se daría a conocer en marzo de 2015, pero el dictamen de los auditores sigue en suspenso. Frente a este escenario, cabe preguntarse, ¿por qué las distintas directivas que han liderado el Partido Socialista (Isabel Allende, Osvaldo Andrade, Camilo Escalona, por ejemplo) han mantenido silencio frente a este tema?, ¿por qué del déficit del partido no dicen ni una sola palabra?, ¿a qué se debe el déficit que arrastra, precisamente, el partido que tiene la mayor cantidad de recursos en patrimonio, comparado con las otras colectividades? 

Llama la atención que a la hora de hablar sobre el millonario déficit del patrimonio del Partido Socialista nadie de la directiva ni los dirigentes digan una sola palabra, ni convoquen una reunión de urgencia para entregar una versión a los militantes del partido y a la ciudadanía, a diferencia del despliegue que realizaron en la jornada del jueves tras revelarse en un reportaje de “Ahora Noticias” de Mega, sobre las millonarias inversiones del PS en empresas, entre ellas, Pampa Calichera, Endesa, Caja Los Andes, La Araucana, Aguas Andinas, Esval, CGE, Masisa, Celulosa Arauco, Autopista del Sol, Vespucio Norte y, nada menos que también SQM –con una inversión de $2 mil millones- la misma firma del yerno de Augusto Pinochet, Julio Ponce Lerou, investigada por el financiamiento ilegal de las campañas políticas y que el Partido Socialista no ha escatimado en cuestionar públicamente. Al parecer, en privado, SQM no les genera ningún resquemor cuando se trata de aumentar los fondos del PS con una firma ligada a la dictadura.

El jueves, el presidente del Partido Socialista, Álvaro Elizalde, luego de que el PS emitiera una tibia declaración pública, se vio forzado a salir en los medios de prensa a, aclarar lo sucedido, calificando las inversiones como un “error”, agregando que "ningún militante se ha beneficiado personalmente con estos recursos". Además, dijo que  "a pesar de haber ceñido siempre nuestra gestión financiera al cumplimiento de la ley, la nueva dirección del partido ha resuelto elevar los estándares regulatorios con criterios más exigentes de transparencia. Para ello, haremos públicas las nuevas instrucciones del mandato de administración de nuestro patrimonio”.

A pesar de las palabras de Álvaro Elizalde, más allá de que los propios socialistas le crean o no, de la Nueva Mayoría o de la centroderecha, el daño a la imagen del Partido Socialista está hecho, así lo advierten cientistas políticos que conversaron con EL MURO y que coinciden en que esta situación afectará la candidatura presidencial del senador Alejandro Guillier, quien pese a ser independiente, fue proclamado por el PS, sector que lo prefirió como abanderado, antes que darle el respaldo al ex Presidente, Ricardo Lagos. Y, también, será una nueva carga para la deteriorada imagen de Michelle Bachelet, por ser militante del partido que invirtió fondos expropiados en dictadura, en SQM.

El engaño del PS a la sociedad

Pablo Lira, analista político, asegura que “hoy día, por lo que ha significado el financiamiento irregular de la política, sobre todo en el tema de SQM, es gravísimo y atenta contra la independencia que pueden tener parlamentarios del Partido Socialista, sobre todo teniendo en cuenta todo lo que se conoce respecto a inversiones, ya sea, en la propia SQM, en autopistas o en otras instancias. Esto destapa y saca un poco la careta de lo que hemos sido testigos, estos últimos dos años, en el sentido de que el Partido Socialista ha engañado a la sociedad, no ha sido capaz de asumir, ni de transparentar sus acciones. Lo que sorprende es que tras el estallido del caso SQM hayan guardado silencio y esto aparece como una bomba, porque estamos hablando de una empresa que financió campañas de Marco Enríquez Ominami, de la UDI, de parlamentarios de la DC, como Jorge Pizarro, Roberto León, y de Fulvio Rossi. Todo esto, acentúa y agudiza aún más lo que tiene que ver con la desconfianza ciudadana en la relación dinero y política”.

Agrega que “esta situación es un golpe duro, porque estamos hablando del partido de la Presidenta de la República y merece una explicación saber por qué callaron en tres años y no dieron la cara, teniendo inversiones, principalmente, en SQM , hablamos de más de $2 mil millones que es un monto elevadísimo”.

-¿Qué grado de responsabilidad tienen las distintas directivas del PS?, ¿la responsabilidad es única y exclusivamente de las distintas mesas directivas o también hay otras responsabilidades políticas que no sólo tienen que ver con quienes han dirigido el partido?

Primero, la responsabilidad es de las mesas directivas, porque imagino que las mesas deben tener claro cuáles son los montos y dónde estaban las inversiones. No creo que salga (Osvaldo) Andrade, (Camilo) Escalona, Isabel Allende o el mismo (Álvaro) Elizalde diciendo que no conocían las inversiones que el Partido Socialista tenía, porque imagino que debían conocer los balances, los estados de cuenta o los bienes que tiene el sector, sería sorprendente que no lo sepan.

-Al margen de la explicación que han dado, ¿de qué manera se puede evitar que situaciones de este tipo se repitan también en otros partidos?

Lo bueno sería que los partidos políticos transparentaran sus inversiones, sus bienes. Así como se le pide a los funcionarios públicos, a los parlamentarios, a ministros y Presidentes que hagan declaraciones de patrimonio e intereses, no sería malo que, en este caso, los partidos transparenten sus ingresos, a través de declaraciones públicas. Sería una señal potente para la ciudadanía.

-¿Esta situación puede mermar aún más la imagen de la Presidenta, Michelle Bachelet?

Hay que ver cuáles son las gestiones que hicieron los parlamentarios del Partido Socialista en torno a leyes que tienen que ver, directamente, con SQM o que hayan tenido que ver otras empresas. Esto es un entuerto gigante. El tema va a golpear a la Presidenta, es su partido y ya la desconfianza de la ciudadanía con ella y la desconexión está rota, por lo menos hace dos años con el caso Caval y, con esto, se acentúa un poco más. Hay relaciones que están rotas con la ciudadanía y no creo que tenga reparación.

Un escándalo grave

El cientista político, Fernando García Naddaf, en conversación con EL MURO define también las inversiones del Partido Socialista en SQM como grave, desde el punto de vista valórico e instrumental, dice. “Valórico, porque en el fondo un partido político se construye siempre en base a una cierta visión de mundo, a ciertos fundamentos ideológicos, a ciertos principios y uno de los principios históricos de base del socialismo es, justamente, el construir una sociedad que no se apoya en la especulación y el trabajo bursátil siempre ha sido el mayor punto de ataque de una cultura de tipo socialista. Ahí, hay una contradicción. Si tú aguantas eso, es una incoherencia. El segundo punto tiene que ver con el tipo de empresa. Si has construido un discurso político en oposición a Pinochet y te encuentras con esto, hay otra gran incoherencia y hay otra más”.

-¿Cuál otra incoherencia usted percibe en la actuación del PS?

Si el Partido Socialista en buena medida se está financiando con lo que recibe en este tipo de inversiones, ¿dónde empieza lo político y termina lo económico, lo empresarial?, ¿dónde está el interés general versus el interés particular?

-¿Hay un tema de por medio de conflicto de interés, porque el PS tiene  inversiones en varias empresas y cuando se discuten leyes en esas áreas vinculadas no se inhabilitan?

Esa es la gran complicación, dónde termina el interés particular y dónde empieza el interés general y que queda en evidencia cuando ocurre este tipo de contradicciones entre el mundo empresarial y el mundo político. Durante mucho tiempo el Partido Socialista ha denunciado estas situaciones y, hoy, vemos que era parte de este mismo intrincado, entonces, esa contradicción es grave.

-A estas alturas, con el bajo nivel de aprobación de la Presidente, Michelle Bachelet, ¿todo lo que está ocurriendo con su partido, el PS, puede perjudicar aún más su imagen?

Yo creo que sí le va a pegar en alguna medida, pero a estas alturas, el gobierno está de salida, entonces, no creo que sea tan relevante, es mucho más importante cómo la agenda va a estar tomada por la campaña política y cómo esto le puede pegar a la candidatura de (Alejandro) Guillier.

-¿Esto puede afectar la candidatura del senador, Alejandro Guillier?

Sin duda que va a afectar. Acá en la base militante, simpatizante, el adherente socialista, se va a dar un contagio de rechazo en los sectores más progresistas de la Nueva Mayoría. De algún modo, va a afectar en una campaña que va a estar tan cerrada, como será la primera vuelta y sí puede impactar.

Daisy Castillo Triviños/EL MURO

Foto: Agencia Uno

 

Relacionados

El "meme" del día

Underjackson...

Underjackson...